IsMobileDevice: False
MobileDeviceManufacturer: Unknown
MobileDeviceModel: Unknown
Platform: Unknown

Carlos Salinas... De música, poemas y enseñanzas...

Carlos Salinas... De música, poemas y enseñanzas...

Publicado por: CHULETAS

DeCultura.net, una vez más, se propuso entrevistar a un artista que a través de su público y su talento puede crecer y cumplir sus sueños sin límites ni barreras.

En esta nota, cálida y llenita de cosas lindas, les contamos sobre el multifacético Salinas, como se hizo realidad su último libro y cuales son las cosas maravillosas de su vida… esas que dejan marcas y nos van señalizando el camino, el mismo camino que hoy recorre el entrevistado…


Carlos Salinas es un escritor, músico y docente oriundo de la localidad de Tancacha, pero radicado en Córdoba Capital desde hace más de una década.

En su vida fuera del escritor, Carlos, se dedica a la docencia desde hace ya 11 años, enseñando lengua y literatura en Nivel Medio. Allí, durante muchos años, fue delegado representando a sus compañeros en diferentes situaciones políticas.


La música es un aspecto muy importante en su vida, ha sido cantante en bandas de rock y actualmente forma parte de un dúo con Claudio Sarmiento (Sarmiento & Salinas) con el cual realizan recitales poético-musicales en distintos lugares de la Ciudad de Córdoba.

Salinas escribe poesía desde los 13 años, él mismo cuenta que le ponía letra en castellanos a canciones en inglés que le gustaban, se ríe al comentar esto, diciéndo que: “las inventaba, claro está… jaja”, era una situación muy lúdica y divertida.

Ya en la adolescencia publica en diversas plaquetas y antologías, para posteriormente, del 98’ al año 2000 formar parte de Los Editables, un trío de poesía con Ricardo Cabral y Germán Gómez (luego se suma Pablo Ramos). En 2002 publica (vía ediciones Llanto de Mudo Ediciones), el libro de poesías, Sueños de Solos y Acompañadas.


A la hora de elegir un género literario, Carlos disfruta mucho de leer poesía, pero también siente mucha pasión por las biografías y la historia. De hecho su primer composición literaria fue un poema… uno que hablaba de una parejita que se encontraba en una calle en la que él se daba cuenta de sus sentimientos hacia ella, en este momento romántico e inspirador para cualquier niño-escritor, Salinas tenía 12 años.

Cuando le preguntamos acerca de sus referentes literarios, el escritor dijo que admiraba mucho a Oliverio Girondo, Mario Benedetti, Charles Bokoski, Eduardo Galeano y Alejandro Dolina, todos ellos comprometidos, con el pueblo, el amor, las cosas simples, la cultura, la literatura y con la vida en sí misma.

Él nos cuenta, con convicción, que los poemas o relatos de estos grandes del mundo literario, irrumpen en su ser con una emotividad tan fuerte que hacen que se plantee ser un militante de la palabra, un obrero de la verba. Además confiesa con vehemencia, tomar ideas de ellos para guiarse en este andar y nos deja bien en claro: “¡pero soy un pusilánime frente al talento creativo de ellos!”.


De unos años a esta parte se ha vuelto un pescador de palabras, en cuanto a la labor de escribir, nos cuenta que tiene un cuadernito y allí va anotando palabras que le sorprenden, luego esas palabras van trazando metáforas e imágenes, “estoy en cada cosa que escribo, hay mucho de mí en todo”, nos dice Salinas, “esas metáforas e imágenes se van mixturando con otras palabras y eso es básicamente el proceso de escritura”.


Nos interesaba mucho su opinión acerca de la relación actual entre la lectura y la sociedad, fue entonces cuando nos expresó su pensamiento al respecto, con tanta claridad y conciencia, que lo dejamos en sus palabras: 


“Cada sociedad lee en su contexto y en su tiempo. Indudablemente si lo vemos desde el prisma de los adultos y de la modernidad, en estos tiempos posmodernos, se lee menos. Pero hay una fragmentación en la lectura, una intertextualidad que en otrora no había. Hoy existe una cantidad inagotable de literatura a la mano, indudablemente la posibilidad de leer es mayor que en la antigüedad. Pero siempre es más fácil idealizar el pasado como un lugar fantástico. También es muy común y suena muy bien decir que los pibes y pibas no leen, cuando en realidad, muchísimos adultos nos leen”.


Su satisfacción en lo literario nace de ver por donde viajan los poemas y las lecturas e interpretaciones de los mismos. Además nos cuenta que es muy placentero leerlos y compartirlos. En cuanto a estos últimos (los poemas), no aclara que le gustan los remates, y que un poema sin remate es como una canción con un mal estribillo.


Y llegó el momento de conocer como fue la gestación de su último libro, “…Provecho!!!”, así se llama. Salinas nos contó con detalles y entusiasmo, que es un libro auto-gestionado, apuntalado con financiamiento colectivo… Y cómo es eso? Se preguntarán ustedes…


El escritor en cuestión, averiguó todo lo que concierne al derecho de autor e ISBN (Cámara Argentina del Libro), luego se dio cuenta de que había lectores, y lectores interesados en adquirir un libro suyo, posteriormente se percató de que podían pagar su libro antes de que este saliese a la venta (y fueron muchos los que confiaron en este proyecto), hasta que finalmente se decidió a hablar con un imprentero (Salinas agradece a Mariano Acosta, con afecto!), el cual le brindó las comodidades de pago necesarias para esta aventura.

El proceso, dice el mismo Salinas, fue hacer todo y aprenderlo!

El resultado positivísimo!, se hicieron 300 libros y hoy ya lleva vendidos más de 100, lo cual le ha reportado poder cumplir con todas las personas que confiaron en él y participaron en la confección del libro, volviendo un proyecto a un objeto cultural concreto (imprenta, fotografía, arte plástica, etc).

Su proyecto a futuro es poder publicar un libro del Club Atlético Belgrano (ya lo tiene escrito), para este nuevo sueño, Carlos Salinas, fiel a sus convicciones y deseos de seguir generando riqueza literaria de manera colectiva y en solidaridad con el otro, está esperando el visto bueno y la posibilidad de que el Club lo edite, y que las ganancias puedan ir a la construcción del gigante, como le llama él y todos los hinchas, al Estadio de Belgrano.


Sabemos que es un incansable luchador de la palabra y un recolector de sueños e iniciativas que incluyan al otro como participe y protagonista de su camino.

En tiempos de mezquindades individuales es necesario contar con hombres que piensen en la palabra como arma fundamental de transformación.

Ojalá el mundo se plagara de más Carlos Salinas, para construir comunidades más comprometidas y llenas de música, enseñanza y poesía…


Si te interesó el recorrido que hicimos por la carrera y la vida de este escritor, podes compartir la nota o comentar lo que quieras.


Su Facebook: https://www.facebook.com/carlos.salinas.589583