IsMobileDevice: False
MobileDeviceManufacturer: Unknown
MobileDeviceModel: Unknown
Platform: Unknown

Patrimonio Industrial: Las Usinas de la Ítalo Argentina de Electricidad. Muestra de CEDODAL en Espacio Cultural OEI. Espacio Cultural OEI


 Categoría: Muestras

La Compañía Ítalo Argentina de Electricidad (CIAE) fue creada en 1911, en pos del requerimiento eléctrico de una ciudad de Buenos Aires en crecimiento, demandante de electricidad para el transporte, las comunicaciones y el alumbrado general. Popularmente conocida como “la Ítalo”, la empresa respondía a una corporación de capitales suizos junto a industriales e inversionistas italianos. Con una concesión por un plazo de 50 años, a partir de 1912 cedida por el gobierno municipal, “la Ítalo” realizó usinas y subusinas con un compromiso de diseño que signó la ejecución de todas sus instalaciones. Construyó así edificios según tres escalas de producción de energía: usinas, subusinas de conversión o usinas secundarias y subestaciones transformadoras. Si bien el propósito de sus edificaciones consistía primordialmente en cobijar en su interior la gran maquinaria generadora de electricidad, el estilo repetido de filiación italiana con una estética que retoma elementos de la arquitectura del medioevo pone en evidencia la importancia que tuvo la concepción de un proyecto integral.

Todas las etapas de la construcción de las usinas fueron cuidadosamente registradas por la empresa mediante la toma de fotografías, organizadas y conservadas posteriormente en álbumes individuales según cada proyecto. De este modo se llevó a cabo una cobertura documental que abarcó tanto los primeros pasos de limpieza de terrenos como los progresivos períodos de la edificación, hasta los registros finales de los edificios concluidos, sus inauguraciones y posteriores ampliaciones. Estas imágenes se inscriben en la tradición de la fotografía industrial, encomendada a poner de manifiesto las transformaciones de los procesos y ciclos productivos, documentando las obras de infraestructura junto a sus equipamientos y maquinarias. Asimismo, este género dentro de la fotografía fue el encargado de retratar a los trabajadores industriales y, en este caso puntual, de la construcción, inaugurando una línea del documentalismo fotográfico inherente a las condiciones laborales relativas a estos espacios.

La fotografía industrial fue tanto testigo como resultado del progreso técnico y material experimentado durante el siglo XIX, expandiendo su desarrollo a lo largo del siglo XX hasta la actualidad. Concebidas para desempeñar una función documental, técnica e informativa, estas imágenes se convirtieron en un espacio propicio para la experimentación estética, estimulada por las nuevas propiedades materiales y morfológicas que ofrecían los ámbitos de la industrialización.

En 2017 , gracias a una donación del Arq. Eduardo Bango, llegaron al CEDODAL seis álbumes fotográficos de la Compañía Ítalo Argentina de Electricidad que contienen en total 277 fotografías de las usinas Pedro de Mendoza y Montevideo, entre otras. Las imágenes abarcan diversas etapas de sus construcciones entre los años 1914 y 1951. La exposición presentada en el Espacio Cultural de la OEI reúne una selección de diecinueve fotografías, junto a la reproducción de las tapas de algunos de los álbumes mencionados, que intentan reponer una cronología de los momentos, procesos y espacios más importantes de la construcción y ampliación de la gran usina Pedro de Mendoza, hoy Usina del Arte; y de la construcción de la usina Montevideo, hoy Museo del Holocausto.

El conjunto de fotografías seleccionadas para la presente exposición se caracteriza por abordar, no sólo el registro de la construcción de las obras en sí mismas, sino también, a quienes trabajaron en ellas. Si bien no contamos con datos sobre quién o quiénes fueron los autores de estas fotografías, encontramos en estas imágenes un importante elemento testimonial de los procesos de construcción industrial y sus innovaciones durante la primera mitad del siglo XX. Enfrentados a objetos y espacios de características visuales particulares, registrar este tipo de lugares y acontecimientos permitió a sus fotógrafos hacer uso de específicos recursos compositivos. Las líneas diagonales, verticales y horizontales, y su juego de perspectiva, posibilitaron la generación de encuadres con composiciones complejas dentro de los amplios espacios fotografiados; permitiendo explorar tanto el medio fotográfico en sí como sus posibilidades visuales y simbólicas.



Lic. Julieta Pestarino

Cuándo

  martes 2/10/2018 de 19:00hs a 20:00hs
empezó hace 14 días!
 Telefono: (+54 11) 4813-0033/3
 Dirección: Paraguay 1514, Buenos Aires